VIGILANCIA Y SEGURIDAD CON CENTRAL DE MONITOREO CCTV

Un sistema CCTV o Circuito Cerrado de Televisión es un sistema muy utilizado en el ámbito de la vigilancia y seguridad, que funciona a través de la instalación de un sistema de cámaras de seguridad que permiten comprobar en forma remota, el funcionamiento o el estado de un lugar (una oficina, un edificio entero, un comercio o grandes superficies). Pero, ¿cómo funciona este equipo para la vigilancia y seguridad de cualquier espacio? Acá te lo contaremos.

CCTV en la vigilancia y seguridad: ¿cómo funciona?

Un Circuito Cerrado de Televisión es una instalación de equipos conectados que generan un circuito de imágenes que solo puede ser visto por un grupo de determinadas personas. Estas son asignadas para adaptarse a las necesidades de cada cliente, bien sea que estén orientadas a la vigilancia y seguridad o mejora del servicio. 

La principal diferencia entre el CCTV y los circuitos abiertos, es que llega a un número limitado de espectadores y todos los dispositivos están conectados. Está diseñado para supervisar ambientes y actividades. Las imágenes pueden transmitirse e incluso guardarse en un disco duro, por lo cual se hace una herramienta muy útil en la vigilancia y seguridad de pequeños y grandes espacios.

Una instalación básica de un Circuito Cerrado de Televisión para vigilancia y seguridad constaría de las cámaras y un monitor o monitores desde donde se visualizan las imágenes obtenidas por estas.

Gracias al desarrollo de nuevas tecnologías existen muchos tipos de CCTV: analógicos, digitales, con o sin cables. Los equipos básicamente son los mismos, se requieren cámaras, lentes, cables y un monitor para poder observar las imágenes. Así, las cámaras reciben las imágenes que son enviadas a los monitores por cable o vía inalámbrica donde son observados por personal calificado o vistos a distancia en tiempo real, a su vez son grabados en dispositivos o equipos dedicados para ello.

cctv vigilancia y seguridad

Los sistemas con conexión a internet permiten acceder a las imágenes vía remota desde dispositivos móviles.

De esta forma, el funcionamiento de una central de CCTV, se puede resumir en 4 pasos claves: transmisión, conversión, operación y comunicación.

En la transmisión, la señal de video puede ser transmitida por sistemas de cableado o radio, sin embargo, los avances tecnológicos y el Internet han facilitado enormemente el trabajo de la central de monitoreo CCTV.

En de la central, los datos pasan por el proceso de conversión en información comprensible para los operadores. De acuerdo al protocolo establecido, el operador realizará alguna acción con dicha información.

La operación es uno de los pasos claves para que el monitoreo de CCTV sea realmente efectivo, ya que, si el personal no reacciona de manera oportuna y adecuada ante los eventos, la central de monitoreo no cumplirá su función.

El último paso en el funcionamiento de la central de monitoreo es la comunicación con el usuario. En este sentido, muchas empresas de monitoreo ofrecen una aplicación. Ésta permite obtener acceso al sistema de alarmas, reproducir videos y configurar el panel de alarmas desde el dispositivo móvil.

Objetivos de un CCTV en la vigilancia y seguridad

  • Prevención y control de pérdida y riesgos, al igual que la supervisión para mejorar la efectividad y la calidad de servicio de las empresas.
  • Supervisión y control de clientes y empleados.
  • Cubrimiento de áreas más extensas reduciendo los gastos de vigilancia y siendo más efectivos en cuanto a la seguridad.
  • Disuasión. Algunas empresas prefieren el uso de cámaras con tamaños y apariencias que se vean amenazantes para las personas con malas intenciones.
  • Servir como herramienta para evidencias. Las acciones delictivas quedan grabadas y pueden ser utilizadas como evidencia de delitos en juicios o acciones legales o despidos justificados de empleados que cometen irregularidades.
  • Ayudar en la toma de decisiones. El análisis de los motivos que originan fallos en la producción de empresas. Estos son corregidos al revisar los vídeos e identificar los motivos que las originan evitando que vuelvan a ocurrir.

Conclusión

Un CCTV constituye uno de los servicios de vigilancia y seguridad más eficaces para aportar tranquilidad a las personas. Gracias a la cobertura que ofrecen estos sistemas de vigilancia, tendrás todas las zonas de acceso cubiertas con un servicio totalmente controlado para evitar muchos riesgos y daños. Además, el sistema CCTV alerta a la policía o personal de seguridad con rapidez, para que puedan intervenir ante cualquier altercado o incidente. Esto y más, lo hacen una excelente herramienta para mantener la vigilancia y seguridad de cualquier espacio.

Los expertos en seguridad privada están para asesorarte para que tomes la decisión correcta y elijas el mejor sistema de seguridad para tu hogar. Contacta con NOVASEP, expertos en análisis de riesgos y sistemas de seguridad privada.

Compartir

Últimas Noticias

logo novasep

NOVA SEGURIDAD PRIVADA LTDA., es una Empresa de Servicios de Seguridad Privada que ofrece sistemas de seguridad física, electrónica y vigilancia humana, integrales e innovadoras.

Contáctanos

Nuestras Sedes

Ubícanos

Hola, bienvenido!

Ingresar a tu cuenta

Buscas información sobre nosotros y ver nuestros servicios

Buscas conseguir empleo en nuestra compañía

Abrir chat
¿Quieres una asesoría?
Llamar ahora